OPINION | Triple "R"... ¡O más!

Opinión de Ana de Santos

Opinión de Ana de Santos

La gestión de residuos es una de esas cosas que, como la gestión de la pandemia, las autoridades competentes deciden delegar en los que están por debajo, y estos callan, u otorgan

No estamos hablando del último taquillazo de Hollywood, ni del nuevo éxito de un rapero, ni de un superhéroe con su capa y sus superpoderes, la triple "R" es algo muy sencillo que todos podemos hacer cada día para mejorar nuestro entorno, pero seguro que esto ya lo sabías. Lo que no te habías parado a pensar es lo poco que se hace realmente desde las administraciones para ir en la misma línea y mejorar la manera de gestionar los residuos.

 

Efectivamente, Reducir, Reutilizar y Reciclar es algo que está más que al orden del día. En los programas educativos se incluye esto en el lugar de las leyes de Faraday (por ejemplo) cuando estudian Ciencias Naturales; en la televisión lo vemos en los anuncios; Ecoembes se gasta un dineral (que pagamos con nuestros impuestos) para que todos sepamos lo importante que es meter el bote de plástico en el contenedor amarillo; incluso hemos empezado a pagar las bolsas en los comercios. Y los ciudadanos, en mayor o menos medida intentamos hacer un esfuerzo para que nuestros mares no se llenen de plásticos. Ahora somos más de cartón y tal. Pero seguimos tirando cada día una bolsa entera de basura al contenedor. ¡Una bolsa cada día! ¡365 bolsas al año! (más si toca fiesta en casa) Una barbaridad con la que no sabemos muy bien qué vamos a hacer. Imagínese que todas esas bolsas las fuese usted guardando en la terraza: no duraba ni un año a este ritmo.

 

La base del problema, por supuesto, está en la sociedad, una sociedad que compra, compra, compra: cosas de usar y tirar, sí, pero también cosas que reutilizamos un tiempo y acabamos tirando, ya sea plástico, tela, cartón o tela; nada nos dura mucho, porque es muy fácil deshacerse de ello en un contenedor y casi igual de fácil comprar otra cosa que remplace lo anterior. Así que seguimos llenando los vertederos. Unos vertederos por los que se quejan los vecinos que los tienen al lado, pero hacia los que los demás desviamos la mirada, porque nadie quiere oler la basura.

 

¿Y qué hacemos con ella? Cualquier alternativa a almacenarla al aire libre parece imposible. Es lo único que tenemos y que parece que vayamos a tener, al menos en la Comunidad de Madrid. Parece increíble, pero nuestra región cuenta solo con cuatro lugares en que se gestionan los residuos (no hablo de plantas de reciclaje, sino de la fracción resto): Valdemingómez, Pinto, Loeches y Colmenar, y todos vierten lo que no se recicla al aire libre o lo incineran. El más moderno, el de Loeches, cuenta con una planta de tratamiento, que separa una parte de lo que llega, reciclando plásticos, metales... Pero la parte más importante de lo que llega sigue tirándose en un vaso al aire libre.

 

Con dos de los cuatro vertederos muy cerca de su colmatación, parece increíble que la estrategia de residuos no tienda a modernizarse. Es una de esas cosas que, como la gestión de la pandemia, las autoridades competentes deciden delegar en los que están por debajo, y estos callan, u otorgan. Así, no es la Comunidad de Madrid la encargada de los vertederos, son cada una de las mancomunidades de residuos las que deciden la estrategia a seguir, eso sí, con el beneplácito (o no) del gobierno regional. Y los vertederos se acaban llenando, porque en las mancomunidades hay muchos municipios, de muy distintos signos, y con muy poca idea de lo que se puede hacer, así que van dejando pasar el tiempo, a ver si la patata caliente (y pocha) se la come otro, o a ver si cae del cielo una solución, pero el tiempo pasa y, al final, los vertederos no tienen más espacio, las montañas de basura son demasiado altas y no queda otra que buscar una solución. Tampoco hay que pasarse de transgresores, no vaya a ser que la cosa salga rana, reciclamos, separamos, compactamos... Pero la montañita la vamos haciendo.

 

Así que, como en todo lo que de verdad importa, no dejemos el futuro solo en manos de los que gestionan la cosa pública, si no queremos que la tierra explote como en Los Simpson, intentemos que en vez de llevar una bolsa de basura al día al contenedor sea una a la semana, porque además de que la montañita crecerá más despacio, podremos ahorrar en camiones al vertedero.



Comentarios
Añadir un comentario
Texto del comentario:  

INFORMACION SOBRE LA PROTECCIÓN DE TUS DATOS


Responsable: S.E.I. EDETRONIK. S.A

Finalidad: Envío de información solicitada, gestión de suscripción a la web y moderación de los comentarios.

Datos tratados: Comentarios: Datos identificativos (en el caso que te registres en la web) y comentarios.

Legitimación: Consentimiento del interesado.

Destinatarios: Utilizamos MDirector como plataforma profesional de envío de mails. Nos permite ofrecerte un servicio libre de SPAM y con total confidencialidad. Ellos únicamente almacenarán tu correo para poder realizar el envío.

Derechos: Puedes acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos que detallamos en el siguiente link

Información adicional En este link dispones de información adicional y detallada sobre la protección de datos personales que aplicamos en nuestra web.

CERRAR