ALCALÁ DE HENARES | Mi experiencia teniendo Discapacidad Intelectual

La historia de Carlota. Hablar con el protagonista en vez de con el especialista

La historia de Carlota. Hablar con el protagonista en vez de con el especialista

La historia de Carlota. Hablar con el protagonista en vez de con especialista.

Imagen: Pixabay

La discapacidad es un tema complejo. Un asunto sobre el que se ha escrito y publicado, sobre todo últimamente, pudiendo afirmar que la visibilidad de las personas que la tienen ha aumentado. Sin embargo, estamos lejos de la orilla. Todavía muy lejos. Entre otras muchas cosas, quizás sea necesario escuchar al protagonista en vez de al especialista o al acompañante. Al que sabe lo que es vivir en un mundo que se muestra reacio y cerrado, que los concibe menores de edad. Por tanto, es el momento de que lean a Carlota:

 

“Estaba nerviosa por hablar para el periódico. Es algo importante. Es una oportunidad para mí y todas mis compañeras de mejorar las cosas. Porque hay cosas que quiero, que quiero que cambien y no sigan pasando. Cosas que he vivido o he oído a mis amigas. Demasiadas cosas que me duelen y no quiero que a nadie más les duelan

 

Antes de nada, me llamo Carlota. Nací en 1963 y he vivido en muchos lugares, aunque ahora lo hago en la Fundación Astier Centro San José de Alcalá de Henares. Hasta llegar aquí mi vida ha sido variada. 



"Un mundo que nos mira por nuestra discapacidad y no por nuestra capacidad"

Soy de un pueblo de Sevilla. Allí nací, estudié hasta octavo de EGB y viví durante muchos años con mis padres. Desde pequeña me gustaba la lectura, de hecho, me sigue gustando. El otro día comentaba con mi hermana ‘Reina Roja’ de Gómez-Jurado. Nos solemos recomendar libros. Ella lleva menos tiempo leyendo que yo, pero le ha cogido el gusto. 

 

Por desgracia, mis padres ya murieron. Tuve que sobreponerme y seguir adelante. Tras eso fui a casa de mi hermana hasta hace seis años, momento en el que vine al centro. No os voy a mentir, fue complicado. No quería. Yo quería estar con mi hermana, con mi familia, y esto me sonaba a cárcel. De hecho, lloramos las dos cuando me lo dijo. 

 

Sin embargo, estar aquí me ha hecho cambiar. Por supuesto que al principio lo pasé mal, pero fui fuerte y puse de mi parte. Así es como he llegado a ser la persona que soy ahora. Porque estar aquí me ha hecho cambiar, podríamos decir que soy otra, he pasado a ser mucho más abierta

 

Antes de entrar solo había tratado con una persona con discapacidad intelectual. Hay una chica aquí que me recuerda a ella. Es igual de nerviosa. Quizás por eso le haya cogido cariño. 

 

Cuando hablé sobre esta carta me preguntaron si me sentía diferente a personas como ellos. Claramente les dije que no. No me siento diferente a nadie y creo que nadie se debe sentir diferente a mí. Porque sí, tengo discapacidad intelectual y, de hecho, no pasa nada por hablar de ello. Otra cosa es ver lo que algunos llaman “enfermedad” (que no lo es) en vez de verme a mí. Yo no soy una discapacitada, soy Carlota, tengo 57 años, soy una persona con discapacidad intelectual y seguro que estoy encantada de conocerte

 

Eso me parece algo básico. Os voy a contar una historia… El otro día fui al médico con mi hermana y tuve una mala experiencia, aunque debo decir que en mi vida he tenido pocas. Otras compañeras no han tenido esa suerte. Al hablar, el doctor me trataba como si fuera una niña pequeña y eso no me gustó. Lo repito, tengo 57 años, no 12. A pesar de dolerme no reaccioné y de hecho mi hermana no lo sabe. Supongo que en el centro el ambiente es diferente y por eso lo conté. 

 

Cosas como esas me gustaría que cambiaran y por eso están leyendo esto. Yo nací en otra época, ya bastante lejana, aunque aún viva, y no quisiera que las personas con discapacidad intelectual de hoy vivan lo mismo. Gente como los auxiliares, terapeutas, educadoras y demás trabajadores del centro nos ayudan a conseguirlo. Realmente, ha sido uno de ellos quien ha logrado que ustedes puedan leerme y comprenderme. Porque solo quiero comprensión y ser incluida en un mundo que hasta ahora nos ha tratado como personas diferentes y ha considerado menores de edad. Un mundo que nos mira por nuestra discapacidad y no por nuestra capacidad. Una mirada que, creo, nace de una incomprensión que espero ayudar a hacer desaparecer con mi experiencia y pensamientos.

 

Carlota.  

 

 

Comentarios
Añadir un comentario
Texto del comentario:  

INFORMACION SOBRE LA PROTECCIÓN DE TUS DATOS


Responsable: S.E.I. EDETRONIK. S.A

Finalidad: Envío de información solicitada, gestión de suscripción a la web y moderación de los comentarios.

Datos tratados: Comentarios: Datos identificativos (en el caso que te registres en la web) y comentarios.

Legitimación: Consentimiento del interesado.

Destinatarios: Utilizamos MDirector como plataforma profesional de envío de mails. Nos permite ofrecerte un servicio libre de SPAM y con total confidencialidad. Ellos únicamente almacenarán tu correo para poder realizar el envío.

Derechos: Puedes acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos que detallamos en el siguiente link

Información adicional En este link dispones de información adicional y detallada sobre la protección de datos personales que aplicamos en nuestra web.

CERRAR